13 de enero de 2010

Del orden























Amo el orden
su magnífica quietud
su entereza

Mientras
estalla el mundo
a mi alrededor








Foto:Raticulina

12 comentarios:

Culturajos dijo...

Yo al contrario amo el desorden de mi casa mientras pienso en un mundo con orden. ¡Qué extraño parece todo a veces!
Bonita reflexión.
Un abrazo.
Fumador

Isabel Martínez dijo...

Raticulina, cuánto dices en tan poco.

Esa fotografía... ¿Una espiga que apunta, como una flecha, al cielo?

Apunta, amiga mía, apunta bien alto, porque podemos conseguir un aparente orden interno, pero el mundo lo desbaratará con su desorden.

Como siempre, me encantó. Me gustan mucho tus poemas, ya lo sabes.

mariajesusparadela dijo...

Yo tengo el caos dentro y , cuando en algún momento consigo ordenarlo un poco, un mazazo, desde fuera me lo desordena de nuevo.

tula dijo...

...los fractales son el Caos en orden...armónico.
un beso

leone dijo...

Versi suggestivi...semplici e oscuri allo stesso tempo.Solo chi ti conosce,Rati,può capirli fino in fondo.Mi piace quando parli in "prima persona"...Baci!

Fackel dijo...

Perseguimos el orden de las cosas, y el orden sigue su curso, sin preguntarnos. Y el caos, como la otra cara de la moneda, fuerza a que se manifieste. Con frecuencia pensamos que el orden es lo armónico y logrado y el caos es el desequilibrio y la negación. Pero ambos se necesitan para complementar un fin.

La naturaleza física, ya sea animal, vegetal o pétrea, celular en definitiva, esconde acciones, movimientos y situaciones complejas. Aunque nos gusta ver el efecto, y necesitamos el efecto, es el proceso lo que interesa para que la vida en cualquiera de sus formas adquiera valor. Lo verdaderamente interesante es el proceso: por él muchos hombres que indagan y utilizan los medios para distinguir y si es posible por conocer.

Y eso es aplicable a las relaciones humanas en general, y a las relaciones del hombre con el medio, y de unos medios con otros medios. Las investigaciones astrofísicas sobre otros universos van a arrojar luz también sobre el nuestro.

Y toda luz probada y en la medida de lo posible comprobada que se arroje debe servir para replantearnos una explicación del orden de la cosas. En el futuro, las creencias, ideologías y teorías en general en vigor hoy tendrán otro horizonte. Se plantearán de otra manera. Yo espero ansiosamente, viva o no, jaj, ese tiempo en que religiones, estoterismos farsantes, ideologías limitadas varias y filosofías especulativas yazcan en los sepulcros del pasado.

Vaya rollo he soltado, Rat. Lo siento. El tema es largo y al igual que tú, también amo el orden de las cosas. Pero no puedo acceder a su comprensión -su logro no depende sólo de mi- si no prospecto en las amplias manifestaciones del caos, incluso las existentes dentro de mi mismo. Nada fácil el tema.

Ah, y en este asunto, sobran los demiurgos, los demonios y los intermediarios de la bazofia ideológicoreligiosa. Uno debe pensar por sí mismo y con la mano de otros que buscan.

Y respecto al mundo que estalla a nuestro alrededor...el estallido del mundo es expansivo, como nosotros mismos. Cabe la esperanza.

Un beso.

Meri Pas Blanquer dijo...

El orden se un alivio para sosegar tantos quiebros desordenados a nuestro alrededor.

Me hiciste estar en paz, lo conseguiste con tus palabras.

Eastriver dijo...

Es bueno amar ese orden interno para poderte enfrentar al desorden cotidiano. Me gustan tus haikus de sensaciones. Un gran abrazo.

Raticulina dijo...

Fumador, dime en que mundo vives, anda, que me voy para allá.
Un abrazo

Isabel, pues queria poner sólo el primer verso, ya ves, y me corté.
Gracias y un beso.

María Jesús,y yo, por eso amo el orden externo; las pocas veces que consigo empaparme de él me provoca una sensación de sosiego, efímera pero que perdura en la memoria.
Un abrazo

Tula, qué belleza los fractales naturales, algo de orden en el caos. ¿Has visto las gotas de agua fotografiadas por Emoto?
Un beso

Leo, aunque no escriba en "prima persona" siempre escribo sobre mi, tengo esa limitación...
Baci

Fackel,si el tema llega a ser fácil
me haces una tesis doctoral!
No me he acercado al tema intelectualmente sino en un sentido más primario, amo el efecto del orden en mi, no el concepto como idea.
Tú que puedes explicrate, no te cortes.
Un beso

Raticulina dijo...

Meri, me alegro, tal vez estaban ordenadas mis palabras.
Un beso

Ramón,amo el externo porque el interno brilla por su ausencia las más de las veces, pero si lo viera lo amaría también sin duda.
La segunda estrofa se me resistió como haiku...
Gracias y un abrazo.

kweilan dijo...

Reflexión y que provoca sensaciones también.

Raticulina dijo...

Kweilan, que provoque algo ya supera en mucho mi intención. Gracias por poner de tu parte.